Plan Director de Sistemas

 

De forma alineada con la definición de la visión, misión y estrategia de una empresa, debe estar la definición de los recursos necesarios para llevarla a cabo, y la tecnología a utilizar es hoy un elemento clave y de importancia creciente para ello. Por tanto, sin una clara y completa concepción de qué medios tecnológicos se van a utilizar, tanto hoy como en un medio plazo, es impensable que dicha estrategia pueda ser ejecutada.

En un Plan Director de Sistemas se debe de tener en cuenta la situación actual de los sistemas de la empresa y las posibles modificaciones tanto del entorno externo de la empresa (cambios en demanda, preferencias de los clientes, de los proveedores, etc.), como de la estrategia de la misma (nuevos clientes sobre los que enfocar, cambios operativos y logísticos internos, nuevas formas de relación con los proveedores). Toda esta información debe de volcarse de forma estructurada en el tiempo en forma de Políticas y Líneas Estratégicas a seguir para cada una de las diferentes áreas de la compañía, así como para el Área de Sistemas de la misma:

La creación de Oficinas de Proyecto mixtas que se encarguen del seguimiento del Plan es la garantía de que la tecnología acompaña al negocio a lo largo del tiempo.

ALMA dispone de dilatada experiencia, tanto en la creación, puesta en marcha, coordinación y seguimiento de Planes Directores que define las líneas de evolución de los recursos tecnológicos de una empresa en un futuro.